Lo Último


Comunidades de Google Plus:

Grupos de Facebook:

Estrellas super calientes

Sábado 7 de Noviembre de 2015 



Muchos de los más bellos objetos del Universo todavía están llenos de misterios. A pesar de que la mayoría de las nebulosas de gas y polvo en nuestra vecindad ahora están bastante bien entendidos, hay algunos que siguen en fase de rompecabezas sin ensamblar para los astrónomos. Este es el caso de un pequeño número de nebulosas inusuales que parecen ser objeto de una fuerte temperatura, en la terminología astronómica, presentan un increíble alto grado de excitación. Esto es debido a que contienen cantidades significativas de iones, es decir, los átomos que han perdido uno o más de sus electrones. Dependiendo de los átomos involucrados y el número de electrones perdidos, este proceso da testimonio de la fuerza de la radiación al impacto de partículas energéticas. ¿Pero cuáles son las fuentes de esa excitación? ¿Podría ser estrellas energéticas o tal vez algún tipo de objetos exóticos dentro de estas nebulosas? ¿Cómo encajan estos peculiares objetos en la imagen actual de la evolución universal? 

Nuevas observaciones de un número de tales nebulosas inusuales han sido recientemente estudiados con el Very Large Telescope (VLT) en el Observatorio Paranal de ESO (Chile). En una búsqueda específica para el origen de sus características individuales, un equipo de astrónomos, en su mayoría del Instituto de Astrofísica y Geofísica en Liège (Bélgica), han obtenido las primeras imágenes detalladas y altamente reveladoras imágenes de las cuatro nebulosas altamente ionizadas en las Nubes de Magallanes, dos pequeñas galaxias satélite de nuestra galaxia, la Vía Láctea, a sólo unos pocos cientos de miles de años luz de distancia. En tres nebulosas, tuvieron éxito en la identificación de las fuentes de radiación energética y dilucidar sus excepcionales propiedades, algunas de las estrellas más calientes, más masivos jamás vistas, algunas de las cuales son dobles. Con masas de más de 20 veces la del Sol y temperaturas de la superficie por encima de los 90 000 grados, estas estrellas son de temperatura realmente extrema. 



Crédito: ESO